Crónicas en meandros, afluentes y recintos feriales. 4: Lo que no está

La narración como construcción biográfica, aquello que ha desaparecido, aquello que aparece de forma tangencial. Paloma Checa-Gismero en su recorrido en forma de crónica por el tiempo de una feria.

Crónicas en meandros, afluentes y recintos feriales. 4: Lo que no está

Teresa Solar Abboud, Las cosas que no están. 2013

Teresa Solar Abboud, Las cosas que no están. 2013

Hay cosas dentro y hay cosas fuera. Hay cosas en venta y otras que no. Hay cosas sólidas y otras volátiles. Tenderetes que se montan y otros que, pese a todo, están.

Hay un vídeo de una mujer que se va. Se aleja del centro de referencia y toma la carretera para reconstruir la biografía de un extraño. Busca encontrarse en el trayecto, pero sólo se topa con verjas candadas y recintos hace tiempo clausurados. Maneja hacia el oeste, habla con la cámara y nada en piscinas. Acaba horadando el paisaje con su cuerpo, como una tuneladora escava los archivos en bruto de la cámara. El vídeo es al final su paisaje, las bruces contra las que su cuerpo se proyecta. Todas las cosas que no están (Teresa Solar, 2013) no está en la feria. Muestra cómo el entorno a veces se erige impenetrable pese a nuestra insistencia en encontrar la llave a su porosidad.

In English below

Una feria de arte es un tiempo y un espacio dedicado al valor de mercado de los objetos y los nombres. Alrededor de ella se generan espacios en los que éste se camufla en retóricas menos frontales. Como epitelios añadidos envuelven esa feria erigida en centro por unos días y exageran la superficie para que otros lenguajes tengan cabida en las trincheras. Expanden la feria, amplían su sombra, exageran su alcance, cambian su función. Las trincheras de la feria hacen hipertelia. ¿Se ampliará el alcance del círculo central convirtiendo esas funciones expandidas en naturales y necesarias para el correcto funcionamiento del centro?

Ampliando la superficie del tejido de actuación, múltiples prácticas significan alrededor del mercado -quizá a su sombra, quizá en el margen-. La otra noche recibí una invitación en mi correo electrónico para una partida secreta de cartas. Un juego organizado dentro de la estructura de una expo; una columna engordó para acoger una mesa y ocho sillas. Se abrió una puerta en uno de sus lados. Entré. Apostamos dinero y autoridad sobre el nombre de los jugadores. Todo se negoció en una partida de naipes en el interior de una columna en la sala de columnas. Un cuarteto lanzaba órdagos arriesgando potestad sobre la autoría del trabajo del otro. Al final los dos jugadores más osados llegaron a empate. Creo que lo resolvieron forzando al otro a hacer del uno.

Entre 1997 y 2013 Tadej Pogačar estuvo a cargo del P.A.R.A.S.I.T.E. Museum of Contemporary Art. Hoy queda la sede virtual del museo. La galería P74 de Ljubljana ha traído documentación de la institución a su stand en la feria.

Entre todos pactamos cómo organizar las imágenes en familias. La capacidad para acumular los discursos que las articulan determinó los ganadores del juego.

In English

Things that are not here

Things are either inside or outside. Things are either on sale or not. Some things are solid, others are volatile. Stalls are set up and others, despite all, had been permanently there.

There is a video of a woman who leaves. She walks out the pivoting center, and hits the road trying to reconstruct some stranger’s biography. She hopes she’ll find herself on the way, but in exchange she just walks into locked fences and areas long ago closed. Driving west, she speaks to the camera and swims in pools. In the end her body bores the landscape, tunneling raw video files. Footage is the field, the wall to her anatomy. All The Things That Are Not Here (Teresa Solar-Abboud, 2013) is not in the fair this year. It shows how context can sometimes erect impenetrable despite our insistence in finding the key to its pores.

An art fair is a time and a space dedicated to the market value of objects and names. Around it appear spaces where value is disguised in less frontal rhetorics. Like added epitheliums they wrap the fair, which has become a sort of center for a couple of days. They exaggerate its surface so that there be room in the trenches for other languages. The fair trenches make hypertelia. Will the central circle broaden its reach turning those expanded functions into natural and necessary to the axis’ correct functioning?

Broadening the tissue’s surface, manifold practices signify around the market -maybe at its shadow, maybe in its margins-. The other night I received an invitation in my email to a secret card game. It happened inside the structure of an exhibition. A column fattened so as to host one table plus eight chairs. A door opened in one of its sides. I came in. We gambled money and authority over the players’ names. Everything was negotiated over a card game inside a column in a gallery. A quartette bet for ownership over the others’ work. In the end, the two most courageous players drew even. I think they solved it forcing the other to act as one.

Between 1997 and 2013 Tadej Pogačar was in charge of P.A.R.A.S.I.T.E. Museum of Contemporary Art. Today only its virtual online space remains. Ljubljana based P74 Gallery has brought institutional documentation to its fair booth at ARCO.

We all agreed how to assemble images in families. The ability to accumulate discourses articulating those same families determined the game’s winners.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: